No cerrar sesión

Indique el email con el que se registró y la nueva contraseña que desee tener.

Recibirá un correo para validar el cambio de contraseña.

Condiciones de uso

Reportajes de Salud

Es época de catarros ¡Plántales cara!

Es época de catarros ¡Plántales cara!

Es una de las enfermedades más frecuentes que podemos sufrir. Aunque la mayoría de los catarros son leves y se resuelven en un periodo corto de tiempo, representan una de las causas principales de consultas médicas.

Una amplia variedad de virus (aproximadamente 200 diferentes) son los causantes de los catarros que sufrimos cada invierno. A pesar de que durante mucho tiempo se pensó que el resfriado era provocado por agentes infecciosos bacterianos, en la década de 1950 se descubrió que los responsables de provocar esta enfermedad eran varios virus respiratorios, como son el virus parainfluenza, el rinovirus, el virus respiratorio sincitial, el enterovirus, y por último los coronavirus.
La mayoría de estos virus provocan un único cuadro catarral, pero debido al gran número de virus causantes, podemos padecer múltiples cuadros catarrales a lo largo de nuestra vida. La mayoría de los adultos padecen dos o tres al año como media.

Síntomas que le delatan

Todos los conocemos, son la congestión nasal, la rinorrea (acuosa o espesa y con color) y los estornudos. Pero, también son frecuentes el dolor de garganta, la tos y el malestar general. El dolor de garganta puede aparecer el primer día y normalmente se resuelve rápidamente. Si aparece tos, suele ocurrir a partir del cuarto o quinto día. En cambio, es poco frecuente la aparición de fiebre en los adultos. Algunos factores pueden agravar un catarro, como son las enfermedades crónicas, las inmunodeficiencias, la malnutrición y el tabaquismo.
No existe una solución específica para el catarro. Los tratamientos disponibles van dirigidos a aliviar los síntomas, pero no acortan su duración ni constituyen una cura efectiva para el mismo.
Los antibióticos no son útiles en el tratamiento del catarro o resfriado común, sólo deben ser utilizados en enfermedades causadas por bacterias, pero son totalmente ineficaces contra los virus.

¿Qué me puedo tomar?

Aunque los síntomas del catarro se suelen resolver con el tiempo (en una o dos semanas en total), incluso sin tratamiento, algunos fármacos pueden ser útiles para reducir los síntomas causados:

  • Congestión nasal y rinorrea: pueden mejorar con el uso de descongestionantes nasales (pseudoefedrina) u oximetazolina también en spray nasal. Estos sprays no deben usarse más de dos o tres días. Los antihistamínicos pueden ayudar, pero pueden generar sequedad de la boca y a nivel nasal, por lo que no son muy recomendables en estos cuadros, salvo de forma puntual.
  • Dolor de garganta y cefalea: mejoran tomando paracetamol, metamizol o antiinflamatorios no esteroideos.
  • Tos: existen diferentes formulaciones anticatarrales en el mercado con dextrometorfano para la tos, entre otros componentes. El beneficio de dichos fármacos para reducir la duración o la severidad de la tos en el cuadro catarral es escaso y, con frecuencia, inexistente.

Otras ayudas

Los antibióticos no deben usarse para tratar un catarro común sin complicaciones, ya que está causado por virus y los antibióticos son eficaces en los cuadros bacterianos, no víricos.
Por otro lado, podemos notar mejoras gracias a otras ayudar como son: los humidificadores del aire porque pueden mejorar los síntomas de congestión nasal y la rinorrea, sin apenas efectos secundarios.
Un elevado número de productos alternativos de venta en farmacias y herboristerías han sido publicitados y difundidos como útiles y efectivos en la prevención y el tratamiento del catarro o resfriado común (productos herbales como la equinacea, diferentes componentes vitamínicos, incluida la vitamina C, etcétera). Aunque se trata, en general, de productos inocuos sin apenas efectos secundarios, cuyo uso no es dañino, ninguno de ellos ha demostrado realmente efectividad en ensayos clínicos para tratar o prevenir estos cuadros.

¡Adelántate!

Existen algunas medidas que ayudan a prevenir la aparición de catarros; llevarlas acabo en estaciones propicias para sufrir catarros, como es el invierno, resulta fundamental.

  • Lávate las manos con frecuencia para evitar la transmisión del catarro a otras personas.
  • Si sufres un catarro, es recomendable que utilices toallas de un solo uso para secarte las manos. Hazlo antes de preparar los alimentos, de comer y después de toser, de sonarte la nariz o de estornudar.
  • Si no puedes lavarte las manos utiliza geles antisépticos con alcohol, son desinfectantes, y existen en cómodos y pequeños envases e incluso en monodosis.
  • Evita tocarte los ojos, la nariz o la boca tras hacer tenido un contacto directo con una persona afectada por un catarro.

¿Catarro o gripe? Distínguelos

El catarro y la gripe son enfermedades diferentes. La gripe está causada por el virus parainfluenza, es estacional y existe una vacuna anual, que no es efectiva en el caso del catarro o resfriado común. Aún así, a veces pueden confundirse ambos cuadros. En la siguiente tabla podemos observar las diferencias entre ambos.

Síntomas Catarro Gripe
Fiebre. Poco común. Frecuente, dura tres o cuatro días.
Cefalea. Poco común. Frecuente.
Dolor generalizado, mialgias. Leves o ausentes. Frecuentes.
Debilidad. A veces. Frecuente, dura entre dos o tres semanas.
Agotamiento. Poco común. Muy frecuente, sobre todo al inicio.
Rinorrea. Frecuente. A veces.
Estornudos. Frecuente. A veces.
Dolor de garganta. Frecuente. A veces.
Tos, malestar en el pecho. De leve a moderado. Frecuente, puede ser severo.

Dra. M. Aurora Viloria Jiménez - Geriatra. Hospital Clínico San Carlos. Madrid.
Dra. M. Aurora Viloria Jiménez
Geriatra. Hospital Clínico San Carlos. Madrid.
 
Icono comentarios
Comentarios (0)

Introduzca su comentario.



He leido y acepto las condiciones de uso

PORTAL DE FORMACIÓN
Cursos on-line de la SEGG
BOLSA DE TRABAJO
Bolsa de trabajo de la SEGG
Bimédica - Artículos sobre incontinencia urinaria
PATROCINADO POR SEGG
PUBLICACIONES SEGG